martes, 23 de noviembre de 2010

Personalidad Paranoide


Manifestaciones Clínicas

SUSPICACIA EXCESIVA: El paranoide  supone con poco o ningún fundamento que los demás traman acciones contra él (daño físico, ruina, explotación, descrédito, engaño). La suspicacia excesiva puede manifestarse de diversas formas:
  1. El sujeto tiende a dar un significado hiriente a comentarios sin maldad alguna o a sucesos casuales.
  2. No se confía en los demás e incluso a los más allegados, sobre todo en asuntos íntimos; pues teme que la información compartida pueda emplearse en su contra. 
  3. La suspicacia alcanza a veces tal nivel que a las muestras de lealtad las cuestiona. no se las cree o les atribuye una segunda intención.
HIPERSENSIBILIDAD VANIDOSA (Fácilmente ofendidos): En el paranoide suele haber una excesiva propensión a tomar con facilidad por ofensa grave cualquier acto indiferente o apenas malicioso. Una muy alta estimación de sí mismo estaría en el fondo de esta característica. A ella se refiere la psicopatología clásica cuando habla de hipertrofia o sobrestimación del yo y de autofilia. Dentro del elevado concepto, el sujeto valora de un modo especial ciertos aspectos propios y necesita que estos sean reconocidos o al menos no agraviados por los demás.

HIPERVIGILANCIA: La desconfianza extrema y la desproporcionada sensibilidad lleva al paranoide a estar continuamente preparado, pues espera la "jugada" en cualquier momento. Se encuentra en guardia permanente, al imaginar el daño por doquier. Su atención se centra en captar señales de posibles ataques.

OTROS RASGOS PARANOIDES: Resentimiento, tendencia a la exculpación, independencia, autodidacta, referencia, falta de flexibilidad del psiquismo.

INADAPTACIÓN: El paranoide origina problemas por doquier, y este mismo hecho revierte sobre sí, de tal modo, que las personas provocadas les responden con animadversión, que a su vez reafirma sus sospechas. Esta reacción agrava asimismo a los rasgos paranoides y el circulo vicioso se establece. Además el paranoide se convierte en un grave estrés psicológico que afecta seriamente el equilibrio emocional de quienes han de mantener relaciones permanentes con él (compañeros de trabajo, vecinos, familiares).

Concepción de si mismo: Autosuficiente, vulnerable al control, necesidad de aprobación y apoyo de las figuras de autoridad. Deseo de apego y miedo al abuso al mismo tiempo.

Concepción de los demás: Las figuras de autoridad a las que admita o tratan de vincularse son exigentes, entrometidas, controladoras, intrusivas y dominantes, pero al mismo tiempo capaces de aprobar, aceptar y cuidar.

Creencias
a) Nucleares: 
"Ser controlado por los demás es intolerable"
"Merezco aprobación por todo lo que hago"
b) Condicionales:
"Si sigo las reglas, pierdo mi libertad de acción"
c) Instrumentales:
"No voy  a hacer las cosas cuando me digan, sino cuando yo quiera"

Estrategia principal: Resistencia pasiva, sumisión superficial, trampear con las reglas.

Afecto: Cólera no expresada asociada a rebelión contra las reglas dictadas por la autoridad. 
Ansiedad ante el temor de que ocurra una pérdida de reconocimiento de las figuras de autoridad o posibles represalias por saltarse las normas.

Patrones de conducta:
a) Hiperdesarrollados: Autonomía, resistencia, pasividad sabotaje
b) Infradesarrollados: Intimidad, asertividad, actividad, cooperativismo

Fuente: Margarita Ortiz-Tallo. Trastornos Psicológicos. Málaga, Ediciones Aljibe, 1997. Capítulo IV; pags. 89-111.

0 Comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Dudas, quejas, recomendaciones y sugerencias respecto a las resubidas favor de realizarlas en la siguiente entrada:
http://catarsisprocess.blogspot.mx/2014/01/and-here-we-go-again.html

Recuerda:
1- Se necesita de Winrar 5 para descomprimir los archivos
2- La contraseña para todos mis aportes es:
Mauvais